« Home | -¿Pá, quién inventó el sol? -Dios, Martín. -¿Por q... » | Los músicos y los escritores tienen un truco. Cuan... » | Aquel cumpleaños de mierda. Me lo acuerdo bien. Mi... » | ¿Dónde vivo mi vida? No sé. Me es imposible dividi... » | Me pregunto por qué no se comen de postre las fact... » | Todavía sueño con eso de cambiar el mundo. Por eso... » | ¿Por qué uno dice “Andá y decile que vas de parte ... » | -Andá y decile que vas de parte mía. Cada vez que ... » | Todavía tengo que repetir los meses en la cabeza y... » | Dios existe, okey. Porque estoy harto de eso de an... » 

<$BlogDateHeaderDate$>

Me puse a pensar en la frase te amo y saqué una conclusión.
Están las personas que la utilizan como arma de seducción y las que lo dicen como un sentimiento puro. Pero entre una posición y otra se encuentran quienes sufren la pregunta: ¿Me amás? en cualquier momento. ¡Como si tuvieran dudas en cómo va el partido! Y en ese segundo ínfimo deben decidir entre dos opciones: a) si la respuesta es sí, la relación seguirá como está o con cierta mejora porque quien formula esa pregunta, está implícito, ama al que le toca responder; b) si la respuesta es no, la relación puede darse por terminada allí mismo o pueden haber más preguntas referidas a los lazos que unen a esas dos personas pero también –a corto o largo plazo- llegará la separación.
¡Por eso todos respondemos que sí ante semejante pregunta!

E-mail this post



Remember me (?)



All personal information that you provide here will be governed by the Privacy Policy of Blogger.com. More...

|

¿quién soy?

  • un tipo que escribe lo que su miopí­a galopante le permite ver.
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.